10 de agosto de 2012

El oído del pueblo

"Toda asamblea numerosa es una multitud. Sean cuales fueren las individualidades que la componen, nunca hay que emplear delante de una multitud el lenguaje del sentido común y de la pura razón. Hay que dirigirse sólo a sus pasiones, sentimientos e intereses. Una colectividad de individuos deja de tener la facultad de la comprensión."
Carta (Letters to His Son on the Art of Becoming a Man of the World and a Gentlemande Lord Chesterfield a su hijo (1751), citada en Sobre el derecho del escritor a canalizar la vida de los demás, Guy de Maupassant, Ediciones El Olivo Azul; traducción de Antonio Álvarez de la Rosa
Publicar un comentario