10 de julio de 2010

Contrapunto XLVIII

Prefiero ser censurado por lo que he hecho que alabado por lo que hubiera podido hacer.

Publicar un comentario