28 de julio de 2014

A largo plazo

La mejor prueba de la fuerza de una verdad no es su resistencia a los golpes sino a la corrosión.
Publicar un comentario