22 de septiembre de 2012

Horror vacui

Desconfiar de la verborrea de los imbéciles, ya que no pueden hablar y pensar al mismo tiempo.
Publicar un comentario