8 de abril de 2011

Pecado capital

El rechazo del creyente hacia el escéptico no es más que envidia hacia el que se ha soltado del lastre de la ideología y, al contrario de lo que se le ha dicho siempre, consigue sobrevivir.
Publicar un comentario