28 de julio de 2010

Compañeros de viaje

No hay ser humano más tenaz que el ignorante, ni más prevaricador que el creyente, ni más vanidoso que el crédulo.

Publicar un comentario