28 de junio de 2010

El brillo opaco

Atribuir cualidades del campo de la óptica a la inteligencia puede desembocar en un error fundamental: de cada cien pares de ojos brillantes, seguramente no más de uno brillarán por su inteligencia; para los noventa y nueve restantes, el brillo no será el reflejo más que de la confusión.

Publicar un comentario