10 de marzo de 2010

Cambio de bando

Un debate, un diálogo, un contraste de opiniones, sólo pueden ser enriquecedores si estamos dispuestos a considerar la posibilidad de abandonar nuestras posiciones y adoptar los argumentos de nuestro interlocutor. Esa es la razón por la cual expresiones como "debate religioso" o "diálogo de civilizaciones" son un oxímoron.
Publicar un comentario