10 de diciembre de 2008

El fraude

Todos nos hemos sentido defraudados alguna vez cuando hemos descubierto las contradicciones entre lo que alguien dice o dice que piensa y lo que es y hace en realidad. Cómo no iban a defraudarnos también las ideologías cuando, por definición, son artefactos teóricos cuyo único uso es explotar, en beneficio propio, esa contradicción.
Publicar un comentario