10 de junio de 2008

La incontinencia

No es más impertinente quien no es capaz de hilvanar un discurso coherente que el incapaz de callarse.
Publicar un comentario